El camino de los tantos documentos, Luis Cino

Ojala nos hubiéramos equivocado los escépticos. No hubo tiempo para aplaudir el aparente y parcial consenso que logró inicialmente El camino del pueblo. El aumento de las discrepancias y las disputas entre opositores, firmantes o no, ha superado nuestras peores expectativas. Hasta de “proclama socialista” han tildado al documento. Y es de suponer que a continuación seguirá el regateo de méritos políticos y la habitual sarta de insultos y descalificaciones mutuas.

¿Recuerdan  aquellas asambleas para conceder los apartamentos luego de una caterva de años de trabajo de sol a sol  en la microbrigada? En todo caso, en aquellas asambleas tumultuarias, los mandantes del partido único y sus esquiroles del sindicato imponían cierto orden. Aunque fuera a la cañona. En las rencillas entre opositores, no hay modo ni Dios que imponga no digo orden, sino un poco de sensatez…

Desgraciadamente, se repite la película que hemos visto tantas veces. Los egos se inflan y a pocos se le ocurre buscar los puntos de concordancia o el modo de complementar los proyectos entre sí. O sencillamente apartarse y callarse la boca si no se está de acuerdo plenamente con todos y cada uno de los puntos.

Parece  imposible lograr consensos mínimos entre los líderes opositores cubanos. Más bien lo que se consigue es una olla de grillos. Por cierto, para nada democrática.

Los intentos de conciliar a los principales líderes opositores cubanos en un proyecto común, recuerda aquellos súper-grupos de rock (Cream, Blind Faith, Asia) formados por superestrellas, que se frustraban luego del primer disco por los marcados personalismos, la improvisación y los más extravagantes caprichos y vanidades. O para ponerlo en un contexto nacional, a los duelos entre los reguetoneros Misha, Insurrecto, El Chacal y Baby Lores.

A sólo semanas de redactarse, “El camino del pueblo” ya  va en vías de convertirse en otro documento opositor más para los anales de la lucha por la democracia. Ni siquiera será el último, porque ya se anuncia la próxima celebración de otra reunión en El Roque, Matanzas, de líderes opositores y ex presos políticos (¿sacarán bien las cuentas de la cantidad de ex prisioneros esta vez a la hora de las invitaciones?), de donde -¿qué duda cabe?- saldrá otro documento opositor. Y entonces, los que no estén de acuerdo letra por letra, sacarán otro mamotreto. Y así hasta el infinito.

Como siempre digo en estas deprimentes y frecuentes circunstancias,  los jefazos de la Seguridad del Estado, que va y hasta metieron su mano peluda en algún que otro documento opositor, estarán ahí, atentos a la bronca entre Oswaldo Payá y el doctor Oscar Elías Biscet y los que se sumen a uno u otro bando o a los que francotiroteen por cuenta propia. Los segurosos estarán muertos de risa, como dicen en mi barrio: “echándose el prisma”…
luicino2004@yahoo.com

Anuncios

3 thoughts on “El camino de los tantos documentos, Luis Cino

  1. Pero que dejamos en el exilio..hace poco hubo un intercambio..no de idea..sino de galletazos ante una manifestacion pacifica para que no pongan de nuevos las absurdas medidas de limitar los viajes y la sremesas a Cuba..si en los blog nos desgajamos a insultos..ahora mismo Zoe me acaba de amenazar con bloquear de nuevo mis comentarios por discrepar con ella y cunado entro sus seguidores me caen a insultos hasta con malas palabras por no coincidir con lo que digo..esos no estan regjulados sus comentarios..la disdencia..el exilio..en fin los cubanos necesitamos ser el estado 51 de USA..para poder ser dirigidos..no tenemos la minima posibilidad de autogobernarnos…..faltan 100 anos mas..seguimos siendo egocentricos..intolerantes..autosuficientes..protagonistas…y incapaces…..eso es lo que trajo el barco…eso lo arrastramos desde la guerra de independencia que si no hubiera sido por USA…todavia estubieramos en la manigua o con otro Zanjon………no maduramos..o..nos podrimos…

    Me gusta

  2. Creo que hay muchas causas para esta miríada de corrientes opositoras y su falta de acuerdo. Desde los protagonismos y vanidades personales, al oportunismo y búsqueda de un modo de vida pagado por muchas inocentes entidades extranjeras que creen estar ayudando a la “oposición”, sin olvidar por supuesto la cizaña que indudablemente la Seguridad del Estado mete a diestro y siniestro. Pero uno de los factores que casi nunca se menciona, es la ignorancia y el lavado de cerebros del que padecen casi todos los miembros de la disidencia interna. Es inevitable que después de 52 años de lavado constante, muchos opositores que sólo conocen de lo que era Cuba antes de la Revolución, o de cómo realmente se vive en una sociedad libre, a través de lo que les han contado, aún crean que el socialismo, o las ideas socialistas, tienen algún mérito; que los “logros” de la Revolución son válidos; que la educación y la salud en Cuba son mejores que en la mayoría de los países; que el “bloqueo” tiene realmente la responsabilidad de la debacle cubana; en fin, que de todo lo hecho por el desgobierno de los Castros en los últimos 52 años hay algo salvable. Esta actitud es comprensible, cuando incluso bienintencionados analistas y políticos extranjeros a veces manifiestan las mismas ideas, producto de la propaganda constante a su favor que siempre ha gozado e impulsado el gobierno castrista. La izquierda es tremendamente hábil para colocar su propaganda de muchas maneras a veces muy sutiles (por ejemplo, asociar la palabra “progresista” a la izquierda, o utilizar “derecha” siempre en un contexto peyorativo y como sinónimo de “fascismo” cuando en realidad el comunismo y el fascismo son dos “ismos” del siglo XX muy cercanos entre sí). Los líderes opositores, si se respetan a sí mismos y al papel que han asumido, deberían tratar de estudiar un poco más las bases del por qué el sistema capitalista es más exitoso; por qué las ideas socialistas no pasan de ser una utopía imposible de cumplir en la práctica, además de ser por su propia naturaleza extremadamente injustas. Deberían leer un poco, por ejemplo, a Vaclav Klaus, a Thomas Sowell, aunque sea a nuestro propio Carlos Alberto Montaner, que lean sin miedo a aquellos a los que más desprecian, atacan e insultan los comunistas, que por algo será. Es muy difícil quitarse de arriba tantos años de lavado de cerebro constante. Pero los resultados valen la pena. Un poquito más de lectura y educación, y les será mucho más fácil llegar a consensos sobre lo que más necesita Cuba hoy.

    Me gusta

  3. Ante todo mi correo electrónico es: jaxcastro66@yahoo.com Y puede ser publicado, no hay problema en eso.

    Muy atinado el comentario de cuban-american. Comparto su criterio. “Los cubanos son de estremos, cuando no llega se pasan”. Sentenció el general independentista de origen dominicano, Máximo Gómez.

    Soy cubano de la degenaración: “el hombre nuevo”, que quiso fabricar el patriarca de las guerrillas “Dr.” Fidel Castro Rúz. Conozco de primera mano lo que ahora está sucediendo con la proclama El Camino del Pueblo, porque trabaje, en su momentos, con el Proyecto Varela. Tambien fuí, por algún tiempo, periodista independiente. Luis Cino y yo trabajamos hombro con hombro.

    Desgraciadamente lo que sucede es que el cubano teme y no sabe vivir sin el puño de un dictador. Existe en muchos bastante caldo y cultivo de dictadores. Estos sujetos nada conocen, y mucho menos aprecian, los valores y ventajas de vivir en democracia. Democracia no es aceptar el criterio ajeno, es respetarlo; por ahí va la cosa.

    Soy del criterio que la anexión a USA es lo más atinado y sano que le pueda suceder al futuro cubano. Vivo en USA –no en Miami– desde hace nueve años, tiempo suficiente para conocer parte de la historia y los valores del pueblo norteamericano. No conozco otros modelos de democracia del mundo, porque no los he vivido, pero les aseguro que el estadounidense es bastante bueno. “Del lobo un pelo”, agrego: así tenga sarna.

    Paz y bien para todos los buenos, nobles y dignos democratas del mundo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s